Mi carrito
Updating ...
  • No hay productos en el carrito.
Estilo campestre

Estilo campestre, ¿lo conoces?

Tal vez no se conozca mucho aquí, pero el estilo campestre es muy popular en Estados Unidos. Estamos acostumbrados a verlo en películas y series. Predomina en las casas alejadas de la ciudad y que forman parte de un entorno natural, como granjas, fincas, etcétera. Como te mostraremos a continuación no se trata de un estilo rústico, aunque sí comparte algunas similitudes.

El mobiliario en el estilo campestre

La decoración de estilo campestre es una mezcla entre la decoración clásica, la romántica y la rústica. Los muebles son de madera. Pueden estar pintados, pero siempre en tonalidades claras, poco estridentes. El blanco y el gris claro son los más utilizados.

Generalmente, los muebles tienen un aspecto envejecido. Se utiliza mobiliario clásico, similares a los de la decoración romántica. Los muebles tienen formas torneadas y accesorios clásicos. Algunos pueden combinar madera y otros elementos naturales.

El metal también puede estar presente. Los cabeceros de las camas o las barras que sujetan las cortinas pueden ser de hierro forjado. Eso sí, siempre con formas clásicas. La idea es que ningún mueble sea moderno o vanguardista, lo que rompería la estética.

La decoración en el estilo campestre

La decoración en el estilo campestre ha de ser también clásica. Es habitual encontrar colores neutros en las paredes, principalmente blancos y grises. En algunos casos particulares, un papel decorado puede cumplir la función dentro de este estilo.

Los estores, paneles y similares no son aceptados en esta decoración. Cortinas de colores claros, o con motivos florales encajan perfectamente. No pueden oscurecer demasiado las estancias, ya que el estilo campestre potencia la iluminación natural.

Los suelos son de madera, generalmente en toda la casa. En el baño y la cocina se colocan baldosas rústicas, del color de la tierra, para transmitir una sensación de vivienda campestre. Las paredes de baños y cocinas suelen estar total o parcialmente pintadas.

En los techos es habitual encontrar vigas de madera vista, que potencian el efecto de casa de campo. Si no las hay, se pueden comprar imitaciones por muy poco dinero. En ocasiones se utiliza la madera en las paredes, aunque con mucha moderación, ya que el exceso daría como resultado un ambiente rústico, como el de una cabaña, no campestre.

Los adornos en el estilo campestre

Los adornos son clave en este tipo de decoración. Jarrones con flores frescas, decorados con cordel de esparto, platos de madera con popurrí, candelabros de metal, tallas en madera y similares, confieren ese aspecto campestre.

Las antigüedades y la artesanía también tienen cabida. Lo que no verás en el estilo campestre son adornos vanguardistas. El resultado de esta decoración, su esencia, es que transmita paz, romanticismo y una estrecha armonía con la naturaleza.

Publicaciones relacionadas